TALLERES REPARADORES DE SUEÑOS | Revista La Calle
libros

TALLERES REPARADORES DE SUEÑOS

Los Talleres Literario que funcionan en cada Casa de la Cultura se han convertido en grupos de socialización comunitaria que permite que cualquier vecino con vocación pueda disfrutar del mundo de la escritura sin costo alguno.

El tema fue debatido en un espacio dedicado a la pluralidad del pensamiento, que todos los meses se desarrolla en la casa de la Unión Nacional de Escritores y Artistas (UNEAC)  en la ciudad de Camagüey bajo la dirección de Jorge Santos Caballero, investigador, crítico y escritor dedicado ahora a  polemizar sobre diversos temas del arte y la política.

En el encuentro se mostró un documental sobre el fallecido periodista Enrique Cirules quien confesó haberse formado en un taller literario de la ciudad de Nuevitas junto con estibadores, pescadores y obreros industriales que en sus ratos libres se dedicaban a escribir sobre la realidad social que se vivían.

Evelyn Queipo, la escritora más joven de la provincia de Camagüey, dijo que el taller que ella dirige en la Casa de Cultura del centro de la ciudad, recibe a todas las personas,” comencé con uno y ahora tengo veinte, veo que algunos tienen bajo nivel de lectura y eso limita un poco su desarrollo intelectual…”

La muchacha formada en un buen ambiente escolar enrumbó, desde temprano, su vocación hacia la literatura. Ha publicado y recibido premios por  varios libros en diferentes géneros, además de colaborar en  la radio y la televisión local.

“Pienso que mientras que exista una persona que escriba habrán talleres literarios en Cuba. Hay muchos escritores famosos que nacieron de este movimiento”, dijo la miembro de la Asociación Hermanos Saiz y de la UNEAC agramontina.

Maylin Morales, una de las integrantes del taller, dice que este colectivo le da vida, ella se acercó con temor y descubrió una gran cosa al cual se le deberá dar más promoción, pues muchos jóvenes con vocación no saben que existen estas instituciones creadas por la Revolución.

Jesús Zamora, otro integrante del grupo de Evelyn, expresó que los talleres brindan educación por el gusto estético. “Lo más importante es lo que te deja desde lo informal, la cultura de lo valiente”, agregó.

Este logro de la Cultura Revolucionaria se debe aprovechar aún más, en cada cuadra existe un activista del arte, a él o ella le toca invitar a los jóvenes o adultos con algunas vocaciones hacia la escritura para que en los Talleres Literario se formen, se deleiten y quizás en un futuro surja un nuevo escritor revolucionario.

Nos reservamos el derecho de publicación de los comentarios. No serán aprobados aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *